domingo, marzo 25, 2012

Un interesante "imprevisto": Chromebooks basados en ARM

Entrecomillo, para empezar, porque la imprevisión de la tecnoblogosfera se debe a que los Chromebooks no están de moda. Vayamos por partes.

Chromebooks: portátiles cuyo sistema operativo principal es ChromeOS, el segundo sistema operativo de Google. Si Android coloca una máquina java (dalvik) encima de un núcleo linux, ChromeOS coloca un entorno mínimo orientado exclusivamente a que se ejecute el navegador Chrome con un número reducido de mejoras para hacerlo completamente autosuficiente.



Hasta ahora, los Chromebooks se han basado en Intel (en Atom, concretamente) y se vendían apostando por la sencillez y la seguridad. La seguridad es mayor que la de los sistemas operativos generalistas precisamente por sus restricciones, y la sencillez estriba en arrancar el navegador en el menor tiempo posible.

Desde el principio he pensado que les ha fallado el feedback con los usuarios: por ejemplo, nunca lo han ofrecido públicamente como sistema operativo complementario a sistemas operativos generalistas, que el usuario pudiera arrancar además y no en vez de su sistema operativo predilecto. Bueno, no creo que Apple hubiera aceptado tal posibilidad, pero probablemente sí algunos fabricantes de PC. Y no me meto en el bonito tema de que los Mac son PC por no liarla más.

Muchos usuarios pasan en el navegador la mayor parte de su tiempo. Incluso muchas sesiones no se usa otra cosa que el navegador. Pero basta con que no se pueda arrancar nada que no sea el navegador para que te empieces a acordar de tu editor (en mi caso sería constante), o para que temas (con mucha razón) que si pierdes la conexión a Internet te quedas con una máquina casi inútil.

Dejando aparte la radicalidad de negar a ChromeOS el papel de SO auxiliar, está el timing. Ante la fría acogida inicial a los Chromebooks, el limitado esfuerzo de Google se ha centrado en ofrecerlos a grandes empresas e instituciones educativas. Y debería haber funcionado, porque la oferta de seguridad es atractiva, pero el precio no ha acabado de acompañar: cerca de 100 euros más que los netbooks básicos, siendo como son máquinas más restringidas. Lo peor no es el precio, que tiene arreglo, sino el timing: El lanzamiento de los chromebooks ha coincidido con el tsunami tableto. Peor aún, la atención del público por los tablets no ha cesado cuando ya asoma por el horizonte Windows 8 y metro. En la versión ARM, Windows 8 ó WoA ofrecerá una seguridad comparable a ChromeOS, quizás marginalmente inferior pero sobrada para amplios perfiles de usuarios a cambio de más flexibilidad.

En esas estamos, cuando Android integra la primera versión estable de Chrome. ¿El último clavo del ataúd de ChromeOS? Lo será, desde luego, si Chrome para Android acaba integrando las extensiones de la versión escritorio. De momento no es así, y con el follón de la fragmentación de Android tenemos que menos del 5% de los dispositivos Android puede instalar Chrome a día de hoy.

En este estado de cosas, cabría incluso preguntar por qué dedico tanto espacio a hablar de ChromeOS. La verdad es que el concepto me sigue atrayendo, y sigo viendo ventajas a un dispositivo muy seguro y con alta autonomía para ciertos perfiles de usuarios finales y corporativos. Hay cierto número de puestos que pueden ser cubiertos con aplicaciones web, y para ciertos usuarios finales un navegador completo y ultraseguro es mejor opción que un tablet.

Además de modas y oportunidades, la barrera es el precio. Y aunque Sony no es el fabricante más probable a la hora de bajar un precio, es posible que nos sorprenda con el primer ChromeBook realmente barato.

Leo en laptopreviews que Sony planea sacar un ChromeBook basado en ARM. Se trataría de un dispositivo con 2Gb de RAM y una CPU a medio camino entre Tegra 2 y Tegra 3, con una autonomía de jornada completa y presumiblemente con mejores capacidades de reproducción de video que los atom.



Diría que el sweetspot para el precio de un ChromeBook el 195 $. Hay rumores de que Google va a sacar con Asus el primer tablet nexus a un precio entre 195 y 145$. Sony equivale (al menos hasta ahora) a precio premium y componentes de gama media, alta o muy alta según casos. Partiendo de la base de que no tiene sentido un ChromeBook de gama alta y precio premium, si se acaba concretando este ChromeBook ARM podría empezar con un precio de 250$, y convertirse en una opción atractiva para algunos usuarios, incluso por encima de un tableto.

Y digo más atractiva que un tableto porque con ChromeOS se pueden sacar algunas fases de trabajo adelante, lo que es menos factible con un tableto con sistema operativo móvil. 11.6" es mi tamaño mínimo de pantalla (incluso un poco por debajo de lo que me resulta comfortable), pero si el peso y el precio acompañan, sería una máquina muy interesante para entornos de movilidad.

Lo malo es que tiene una ventana de lanzamiento de meses. O mucho me equivoco, o en Otoño será muy, muy difícil lanzar algo así, con Windows 8 en pleno lanzamiento y los primeros Wintablet 8 a la vuelta de la esquina.

9 comentarios:

  1. aguilar6:23 p. m.

    Teniendo en cuenta que ya hay quien ha metido  Celeron en vez de Atom  como micros de los Chromebooks para que vayan más fluidos, me parece un paso atrás en ese sentido usar un Tegra 2 (el T25 es un Tegra 2 con soporte 3D), que es menos potente que un Atom.
    Sí, la batería ganará, pero se notará en la potencia.

    ResponderEliminar
  2. Lo primero a lo que me recuerda todo esto es a las SUN NC (Net Computer) y preveo el mismo resultado. Las NC tenían, de hecho, un contexto más favorable ya que se conectaban a los servidores SUN mediante veloces y estables redes ethernet. 
    Si retrocedemos más en el tiempo llegaríamos a las terminales y el tradicional esquema terminal-mainframe, cliente-servidor, consumidor-nube.
    Si nos acercáramos un poco más en el tiempo encontraríamos las terminales que algunas Telcos vendían asociados a una suscripción para aquellas personas (como los abuelos) a los que les resultaba difícil usar una PC tradicional.
    ¿Qué ha cambiado respecto a esos antecedentes? ¿Qué en ves de x86 utilice ARM? ¿Qué ahora en el otro extremo existe algo llamado "nube"?
    Un problema de estos sistemas es que dependen de poder conectarse a "la nube" en forma rápida, estable y permanente. Yo vivo en un lugar donde eso parece más bien una utopía. De hecho, los lugares del mundo donde esto es posible suele coincidir con lugares donde también se encuentran disponibles sistemas más caras y completas y más gente con más ingresos. Otro problema no menor es que, en realidad, su hardware no es barato. Básicamente de lo único que carecen es de memoria secundaria. Tenemos los mismos microprocesadores, pantallas, carcasas, etc., con toda su complejidades y costos asociados, incluyendo los mismos procedimientos de ensamblaje y distribución. Ni siquiera hay un ahorro en consumo de energía, volumen y peso significativo. Poco ahorro a cambio de una gran perdida en posibilidades y libertad.De más esta decir que no creo necesario recordar todas las posibilidades y libertades que proporciona disfrutar de memoria secundaria por poco dinero más.Desde que la Apple II llego al mercado al mismo precio que un terminal, los sistemas con memoria secundaria incorporada siempre proporcionaron mejor relación costo-beneficio que un sistema sin la misma, comenzando conque también se pueden utilizar como terminales (o navegadores).No veo ninguna razón por lo que cambiaría ahora, así sea que utilicen x86, ARM, tengan el tamaño de un televisor de 100" o un pequeño teléfono que cabe en el bolsillo y se encuentre del otro lado una mainframe, servidor, data center, nube o como quiera ser llamada.

    ResponderEliminar
  3.  Lo primero a lo que me recuerda todo esto es a las SUN NC (Net Computer) y preveo el mismo resultado. Las NC tenían, de hecho, un contexto más favorable ya que se conectaban a los servidores SUN mediante veloces y estables redes ethernet. 
    Si retrocedemos más en el tiempo llegaríamos a las terminales y el tradicional esquema terminal-mainframe, cliente-servidor, consumidor-nube.
    Si nos acercáramos un poco más en el tiempo encontraríamos las terminales que algunas Telcos vendían asociados a una suscripción para aquellas personas (como los abuelos) a los que les resultaba difícil usar una PC tradicional.
    ¿Qué ha cambiado respecto a esos antecedentes? ¿Qué en ves de x86 utilice ARM? ¿Qué ahora en el otro extremo existe algo llamado "nube"?
    Un problema de estos sistemas es que dependen de poder conectarse a "la nube" en forma rápida, estable y permanente. Yo vivo en un lugar donde eso parece más bien una utopía. De hecho, los lugares del mundo donde esto es posible suele coincidir con lugares donde también se encuentran disponibles sistemas más caras y completas y más gente con más ingresos. Otro problema no menor es que, en realidad, su hardware no es barato. Básicamente de lo único que carecen es de memoria secundaria. Tenemos los mismos microprocesadores, pantallas, carcasas, etc., con toda su complejidades y costos asociados, incluyendo los mismos procedimientos de ensamblaje y distribución. Ni siquiera hay un ahorro en consumo de energía, volumen y peso significativo. Poco ahorro a cambio de una gran perdida en posibilidades y libertad.De más esta decir que no creo necesario recordar todas las posibilidades y libertades que proporciona disfrutar de memoria secundaria por poco dinero más.Desde que la Apple II llego al mercado al mismo precio que un terminal, los sistemas con memoria secundaria incorporada siempre proporcionaron mejor relación costo-beneficio que un sistema sin la misma, comenzando conque también se pueden utilizar como terminales (o navegadores).No veo ninguna razón por lo que cambiaría ahora, así sea que utilicen x86, ARM, tengan el tamaño de un televisor de 100" o un pequeño teléfono que cabe en el bolsillo y se encuentre del otro lado una mainframe, servidor, data center, nube o como quiera ser llamada.

    ResponderEliminar
  4. Pablete5:10 p. m.

    A mí el concepto de Chrome OS nunca me ha gustado, y ya en su día le auguré muy poco éxito (para una vez que acierto en un vaticinio, tengo que hacerlo valer). Por un lado, como bien decís, porque tienes una máquina totalmente dependiente de la conexión a internet, y que encima, pese a esa limitación potencialmente catastrófica, cuesta más que otros modelos equivalentes (netbooks). Pero hay más problemas, como es el de ligar un SO completo a un navegador, cosa más que difícil, o el atarse de forma irremediable a la marca Google y renunciar a manejar cualquier software que no puedas conseguir a través de esa empresa, entregándole además todos tus datos. Las ventajas que indudablemente también tiene de velocidad y facilidad de uso no compensan ni de lejos esas carencias tan graves.

    Por tanto, pienso que el paso a procesadores ARM no cambiará nada, porque el problema de Chrome OS no son las limitaciones de batería, sino todo lo demás que ya hemos dicho. Creo que ni bajando el precio al entorno de 150$ podrán competir con las tabletas y netbooks basados en Android, que permiten mucha más flexibilidad en el uso y la elección de software por un precio similar. Y por un precio más alto ya tendremos Windows 8 para ARM, aunque a este otro tampoco le auguro un éxito rotundo (sí, con mucha más probabilidad, a los sistemas Windows 8 basados en arquitectura x86).

    ResponderEliminar
  5. Ojo, si hablamos de capacidades brutas tienes razon, pero ocurre que los tegra están muy optimizados para la reproducción de vídeo, y para el renderizado básico de páginas Web un tegra 2 va que se mata, sobre todo cuando minimizado (como es el caso de chromeOS) el número de procesos que tienes ejecutándose a la vez. Diría que con 2 Gb un tegra "2.5" puede lograr que el renderizado de webs sea más fluido que con un atom de los antiguos, sobre todo si el núcleo ha sido realmente bien adaptado a las limitaciones y ventajas de ARM
    El 25/03/2012 18:23, "Disqus" <>
    escribió:

    ResponderEliminar
  6. Ten presente que no es el sustituto de un PC generalista, sino una máquina para perfiles o necesidades muy determinadas. Para personas con pocos conocimientos, por ejemplo, tiene el plus de la seguridad sin renunciar a las aplicaciones web completas

    ResponderEliminar
  7. Uno de los principales argumentos esgrimidos a favor de las terminales, las Sun NC y los sistemas de navegación y correo electrónico que vendían las TelCos asociados a algún contrato de suscripción.
    Y ninguno salía significativamente más barato que un sistema equivalente con memoria secundaria incorporada. Y estos últimos siempre se pudieron utilizar también como terminales, NC, navegadores y e-mail.
    Mi opinión es que desde que se inventaron los sistemas ciberneticos personales (aquí estoy metiendo en la misma bolsa a PC, smartphones, tabletas, PDA, etc.) quedo poco o ningún espacio para los terminales tontos y sus evoluciones. Me alegra que así sea y que continúe así.
    Hasta un usuario super novato (los cuales son cada vez más raros de encontrar, incluso en países periféricos), quiere llevar algunas cosas e información consigo y/o realizar cosas que no son posibles en sistemas incompletos. Y prefiero ahorrar la tinta sobre el interés de las TelCos y otras corporaciones sobre atar un usuario a sistemas de suscripción y/o dependencia de aplicaciones y servicios de información.
    En realidad, al igual que la década de 1980, el mercado para terminales tontos es cada vez reducido y limitado a mercados verticales de algunas corporaciones. Allí una NC, terminal o chromebooks conserva ventajas respecto a seguridad y administración simplificada. Pero si nos salimos de allí y vamos a la casa del abuelo que "solo" quiere chatear con sus ñetos la cosa cambia. 
    El paradigma de las las chromebooks y NC como reencarnaciones de los teléfonos Bell está tan muerto como el modelo de negocios que hicieron a AT&T e IBM famosos.

    ResponderEliminar
  8. Angelpolo11:54 a. m.

    http://tecnologia.elpais.com/tecnologia/2012/03/29/actualidad/1333005813_339952.html

    ResponderEliminar
  9. Gracias por la referencia, Ángel. Un pequeño detalle humorístico: el "analista" se ha equivocado en 13" respecto al tamaño de la pantalla :D
    De todas maneras, trataré de comentar algo en breve

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...