miércoles, diciembre 07, 2005

Unos días sin escribir por culpa del Call of Duty 2

He dado un salto en el tiempo. Hace años que no jugaba tan seguido. Y lo más gordo es que, a primera vista, no es una experiencia de juego que valore especialmente.

COD2 es un juego "casual", en el mal sentido del término. En nivel 2 de 4 (para paladear), es un mata-mata con gráficos alucinantes, pero sin ninguna sensación de dificultad o peligro. El problema es la elección del sistema de salud: en vez de usar las cajas de salud de toda la vida, con el problema que suponen para encontrarlas y aprovecharlas, en COD2 te hieren como en doom, causandote poco daño, y sólo si recibes varios pildorazos en muy poco tiempo empiezas a estar malherido... hasta que descansas, y te recuperas automáticamente. Teniendo en cuenta que la cosa va de 2ª GM, pues no pega manejar un M1 o un Stg44 y brincar por los escenarios, poniendote detrás de una pared si te han "malherido" hasta que te pones "bueno".

Pero sea como fuere me ha enganchado. ¿Cómo? No como experiencia de juego (me están esperando en mi anaquel varios comprados a precio de rebaja, mucho más realistas), sino como experiencia de "cine interactivo", entrecomillado por mi inseguridad a falta de un término mejor. Salvo un par de momentos que la cosa se pone un poco dura, no es un reto ni mucho menos. Sin embargo, y para un servidor que ya no está en la actualidad de los juegos, el alucinante entorno en 3D y la construcción del desarrollo (como un guión de cine, de una escena a otra), te sumerge bastante bien en una vivencia de la segunda guerra mundial.

Eso sí, como experiencia social, lo único que vale la pena es que lo comparto con los colegas. Pero chirría bastante ver a un fornido soldado rojo saltando como el cordobés por las ruinas de stalingrado.

1 comentario:

  1. Sí, jejeje, los juegos "enganchan" y, en este caso, esta muy bien "justificado" ;)

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...